Excursiones

La zona del Matarraña es un área de una belleza natural sin par, un rincón de España que permanece sin descubrir. Rico en flora y fauna es un refugio para la vida salvaje, un lugar ameno para vacaciones en familia. La zona brinda caminos rurales y vías verdes.

Reserva Natural de los Puertos de Beceite
Cordillera a caballo entre las provincias de Tarragona, Teruel y Castellón, conocida por sus paisajes y por ser uno de los dos hábitats conocidos de la cabra montesa (endémica) o cabra hispánica, una cabra de montaña tímida cuyos cuernos son impresionantes. Incluye diferentes tipos de bosques de pinos, robles y hayas. En primavera, el bosque se llena de mini orquídeas salvajes. Se puede ver una gran población de buitres. El Monte Caro, el pico más alto en el parque, se eleva a 1447m.

Observatorio de aves
Mas de Bunyol es un observatorio de buitres construido encima de una Masía dentro de un comedero de buitres. La visita guiada se realiza una vez al día los 365 días del año y desde el observatorio a través de una cristalera se puede observar a poca distancia el descenso de cientos de buitres a la espera de la entrada de buitreman con el manjar diario.

Parque Natural del Delta del Ebro
Terres del Ebre es un territorio donde uno de los ríos más grandes de la Península Ibérica crea el gran Delta del Ebro y donde las montañas del Parque Natural Els Ports se encuentran con el mar. Es un lugar donde los humanos y la naturaleza conviven en armonía. Lugar de playas limpias y quilométricas, campos de arroz y hábitat de miles de aves, como los flamencos y otras especies migratorias y autóctonas.

El Pantano de Pena
Construido en 1930, se trata de uno de los embalses más antiguos de la provincia de Teruel. Se construyó una presa para estancar las aguas del río Pena en la fosa existente entre los términos de Valderrobres y Beceite, generando un pantano con superficie de 129 hectáreas y 22 hm3 de volumen. El uso de sus aguas es eminentemente agrícola. Hay varios paseos a pie, en bicicleta o en coche alrededor del pantano.

Pozas – aguas cristalinas
Las innumerables pozas que encontramos por el territorio son un verdadero regalo para los sentidos. Aguas verde azules y cristalinas decoran el paisaje del Matarraña. En ellas podemos refrescarnos e incluso nadar en las temporadas de calor.
La Pesquera, una de las más bellas piscinas naturales, situado en una zona de pozas (Tolls) de diferentes tamaños que la naturaleza se ha encargado de excavar en el río Ulldemó. Disfrutar del baño en pleno campo es un verdadero placer. Ideal para familias con niños. En temporada alta a menudo se llena de gente. Salir pronto o tarde es aconsejable.

* En las habitaciones del hotel, encontrarán más información detallada sobre posibles rutas y excursiones a realizar.